Ampliado hasta el 29 de abril el plazo para solicitar ayudas para tratamientos silvícolas

La Xunta extiende a toda Galicia las acciones subvencionables contra las enfermedades fúngicas defoliadoras del pino

Publicidade
Plantación joven de pino insigne afectada por la banda marrón.

Plantación joven de pino insigne afectada por la banda marrón

El Diario Oficial de Galicia (DOG) publica este miércores la orden de la Consellería do Medio Rural por la que se modifica la convocatoria de 2022 de las ayudas para acciones silvícolas de prevención de los daños causados a los bosques por incendios, desastres naturales y para el incremento de la capacidad de adaptación y del valor ambiental de los ecosistemas forestales. En virtud de esa modificación, se amplía el plazo de presentación de solicitudes al extenderse a toda Galicia una de las posibilidades de subvención.

En concreto, la novedad de la orden de ayudas publicada en el DOG el pasado 24 de febrero, que permitía financiar acciones silvícolas de prevención de los daños causados en las masas de coníferas por enfermedades fúngicas defoliadoras, específicamente en ejemplares de pino del país (Pinus pinaster), pino insigne (Pinus radiata) y pino negral (Pinus nigra), se amplía ahora a las provincias de Pontevedra y Ourense. A consecuencia de esta modificación, el plazo de presentación de solicitudes se amplía hasta el próximo 29 de abril.

Por primera vez, este año se financiarán las acciones silvícolas encaminadas a la prevención de daños causados en pinares por la banda roja y la banda marrón

Cofinanciadas con el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (Feader) en el marco del Programa de Desarrollo Rural (PDR) de Galicia 2014-2020, estas ayudas para acciones silvícolas cuentan con un presupuesto de 13,12 millones de euros (1,33 millones asignados a este año y 11,79 millones para el 2023), que permitirán actuar en unas 7.000 hectáreas de superficie.

Esta bianualización del presupuesto asegura una necesaria continuidad en la actividad de las empresas del sector forestal ya que, según los datos de la Asociación de Empresas Forestales de Galicia (Asemfo), la ejecución de trabajos silvícolas en 5.000 hectáreas supone la creación o mantenimiento de más de 200 puestos de trabajo.

Dos líneas de ayudas

La convocatoria contempla dos líneas de aportaciones. Por una parte, se subvencionarán tratamientos silvícolas como desbroces, clareos y podas para prevenir incendios incluyendo, por primera vez, los desbroces en masas de coníferas que incluyan el aprovechamiento de resina, dirigidas a la creación de discontinuidad tanto horizontal como vertical. También se financiarán las referidas acciones silvícolas de prevención de los daños causados en las masas de coníferas por enfermedades fúngicas defoliadoras.

Por otra parte, habrá ayudas para realizar clareos, podas, talas de formación o desbroces, y plantaciones puntuales de determinados árboles, directamente vinculadas al incremento de los valores ecológicos de los bosques que no tengan carácter productivo. En esa línea, se subvencionarán tratamientos silvícolas en masas de frondosas caducifolias, alcornoques y encinas con diámetro normal medio de la masa inferior a los 30 centímetros y la regeneración y/o mejora de sotos de castaños con una densidad mínima de 50 pies/ha.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información