Crece la preocupación en el campo gallego por la falta de lluvias

En lo que va de abril no se registraron precipitaciones de importancia en Galicia y las previsiones apuntan a que el tiempo seco y soleado se mantendrá en los próximos quince días. Preocupa especialmente la pérdida del segundo corte de hierba, de pastos y del cereal de primavera.

Crece la preocupación en el campo gallego por la falta de lluvias

Prados ya secando en Viana do Bolo (Ourense)

La falta de lluvias empieza a ser también una preocupación creciente para los agricultores y ganaderos gallegos. Tras un invierno inusualmente seco, la práctica ausencia de precipitaciones en lo que va de abril, y sin que se prevean tampoco de forma importante en los próximos quince días, hace aumentar la preocupación de los profesionales del campo.

Después de un primer corte de hierba que ya fue escaso en cantidad, en este momento lo que más riesgo corre es la hierba para realizar el segundo corte, los pastos o los cereales de primavera, que empiezan en algunas zonas a agostarse, cuando deberían estar en este momento en la fase de mayor vigor. También preocupa, de prolongarse la sequía, la siembra del maíz o la disponibilidad de agua para el regadío en A Limia. La situación se está volviendo más preocupante en las provincias de Lugo y de Ourense, en las que menos precipitaciones se han registrado.

Meteogalicia: «Podríamos rematar abril con casi nada de lluvia»

En su informe climatológico para Galicia, Aemet ya advirtió de que “el pasado invierno fue seco o muy seco”, sólo por detrás del de los años 1991 y 1988. Meteogalicia confirma este balance en sus informes climatológicos: las lluvias en enero fueron un 66% inferior a lo normal, y en febrero y marzo se aproximaron al promedio pero con importantes excepciones, ya que en la provincia de Ourense o en el Sur de Lugo las precipitaciones se redujeron más de un 20%.

En cuanto al mes de abril, Juan Taboada, de Meteogalicia, confirma que “están siendo escasísimas las precipitaciones y podríamos finalizar el mes con casi nada de lluvia”.

La causa de este tiempo anormalmente seco se debe a que “hay una zona de altas presiones al norte de la Península Ibérica que impide que lleguen a Galicia las borrascas procedentes de Terranova”. “Es una situación que se da en menos de un 30% de un invierno o de una primavera normal, pero que este año sucedió”, añade. De este modo, los vientos se mantienen del norte o del nordeste, cuando lo normal en esta época deberían ser del sudoeste.

Sin previsiones de lluvia significativa para los próximos 15 días

En cuanto a las previsiones, los distintos modelos, tanto de Meteogalicia como de Aemet, apuntan a que no se producirán precipitaciones de importancia -con entrada de borrascas desde el Atlántico- durante los próximos 15 días.

“A corto plazo, hasta lunes o martes, va a continuar el anticiclón, con tiempo seco y viento del nordeste y sin previsiones de lluvias, a no ser alguna tormenta aislada. Lo que pueda pasar más allá es complicado porque los pronósticos en primavera y a medio plazo en Galicia no acaban de tener fiabilidad suficiente”, explica Juan Taboada.

¿Cómo les está afectando la sequía a las explotaciones ganaderas?

Nieves Fernández Vidueira, ganadera de ovino en Viana do Bolo: “Está secando todo el pasto”

Nieves Fernández Vidueira pastorea un rebaño de unas 430 ovejas de raza gallega en Viana do Bolo, en el oriente de la provincia de Ourense. Resume la situación sin medias tintas: “Está secando todo el pasto, sobre todo en las parcelas con menos profundidad de suelo, e incluso las fuentes del monte están dejando de manar”.

“En una primavera normal -explica-, en el mes de abril debería haber pasto a reventar para el ganado, y de hecho nosotros hacemos una programación de los partos para los meses de abril y mayo, pero este año no hay alimento en los prados”.

José Manuel Méndez, ganadero de vacuno de carne y miembro de la directiva de la Asociación de Ganaderos de A Fonsagrada (Asgafon): “La situación empieza a ser muy complicada”

José Manuel Méndez, ganadero de vacuno de carne y miembro de la directiva de la Asociación de Ganaderos de A Fonsagrada (Asgafon), reconoce que “ahora mismo la situación empieza a ser muy complicada”.

Reconoce que “la sequía está afectando muchísimo en esta zona”, especializada en el vacuno de carne en pastoreo. “Normalmente aquí hacemos un primer corte de la hierba para ensilar y tener como reserva para el verano y luego pastoreamos lo que sería el segundo corte. Pero este año hubo fincas en las que ni siquiera pudimos hacer el primer corte y le estamos metiendo las vacas antes de que sequen para que por lo menos pasten la hierba que hay”, asegura José Manuel Méndez.

Óscar Morado, ganadero de vacuno de leche de Guitiriz: “Perdemos el dinero del abono de primavera para las praderas”

Óscar Morado es socio de Sat Margá, una ganadería de vacuno de leche en pastoreo situada en el ayuntamiento lucense de Guitiriz. En su caso, asegura que “donde más estamos notando la sequía es que tras el pastoreo las praderas brotan rápido pero no tiran y tenemos menos turnos de pasto”.

Además, afirma que “están saliendo en las parcelas mucho trébol, una especie de raíces hondas y que aguanta mejor la sequía, pero que suele empezar a dominar en los prados en los meses de julio o septiembre, no ahora en plena primavera”.

La falta de precipitaciones provocó también que los abonos de síntesis, fundamentalmente nitrógeno, que echaron en las praderas tampoco actuaran, lo que les supuso una importante pérdida económica.

Seca nos prados de Viana do Bolo (Ourense)

Andrés Prieto, socio de Sat San Martiño, una explotación de vacuno de leche de Vilalba (Lugo): “Ya nos dijeron que el precio de la paja y de la alfalfa va a subir”

Andrés Prieto, es socio de Sat San Martiño, una explotación de vacuno de leche de Vilalba (Lugo) con 430 cabezas de ganado.

Asegura que en su caso “donde más notamos la sequía fue en la hierba para ensilar, que bajó bastante, y el maíz esperamos echarlo para la semana”.

Al igual que muchas ganaderías de vacuno de leche de Galicia, en esta explotación también compran para el ganado paja y alfalfa deshidratada de Castilla. En este sentido, reconoce que “el precio de la alfalfa lo cerré en septiembre para todo el año 2017 y el de la paja en diciembre”, un acierto a la vista de las previsiones de menor cosecha de estos forrajes. Y es que en amplias comarcas de Castilla y León se dejaron de sembrar miles de hectáreas de alfalfa y también de maíz forrajero ante la fuerte sequía. “Para el año que viene ya me dijo el intermediario que el precio de la alfalfa iba a ser diferente”, asegura Andrés.

En A Limia preocupa la pérdida del cereal de primavera y que no haya agua para regar las patatas

En la comarca de A Limia, la principal productora de cereal y de patata de Galicia la sequía está afectando principalmente al cereal de primavera y está favoreciendo que la siembra de la patata se adelantara casi un mes respecto a las fechas habituales.

Servando Álvarez director del Centro de Desarrollo Agroganadero de A Limia informa de que “mientras el cereal de invierno tiene buena apariencia y, al tener el sistema radicular más desenvuelto, está aguantando bien la sequía, el que fue sembrado en primavera ya está amarilleando, sobre todo en las tierras más arenosas”.

“Si no llueve pero se mantienen las temperaturas frescas puede aguantar y espigar, pero si vuelven a subir las temperaturas por encima de los 25 grados y se mantiene la sequía se perdería la cosecha de cereal de primavera”, asegura.

Sin embargo, la principal preocupación de los agricultores de A Limia es por la patata, su cultivo principal, y del que este año se prevé que se incremente la superficie plantada hasta las 3.400 hectáreas. “Si no llueve lo suficiente y se incrementa el caudal del Limia, no va a haber agua para regar la patata y eso sí puede suponer un daño importante”, advierte Servando.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información