“Debemos ir a más cuidados en el viñedo y a menos procesos en bodega”

Entrevista a Luis Gutiérrez, catador de The Wine Advocate, la prestigiosa publicación del norteamericano Robert Parker. Estos días está por Galicia realizando una cata de los vinos gallegos.

Publicidade
“Debemos ir a más cuidados en el viñedo y a menos procesos en bodega”

Luis Gutiérrez en la sede del Consello Regulador de la D.O. Ribeiro

Luis Gutiérrez es catador de The Wine Advocate, la prestigiosa publicación del norteamericano Robert Parker. Estos días está recorriendo las denominaciones de gallegas y a finales de abril publicará un artículo sobre los vinos de Galicia, otro sobre los vinos del Bierzo y un tercero sobre los de Jerez.

En Ribeira Sacra realizó una cata el pasado martes y el viernes le tocó el turno a los vinos de O Ribeiro, aunque subraya que “también me gusta mucho visitar a los viticultores, hablar con ellos, catar los vinos en sus bodegas y ver los viñedos”.

¿Puedes avanzar algo de la cata de los vinos de Ribeira Sacra para The Wine Advocat?
Me parece difícil e injusto generalizar. Prefiero hablar de vinos en concreto, porque hay vinos de Ribeira Sacra que están mejor y otros peor. La cata ha sido de las añadas de 2013 y 2014, porque los de 2015 aún no están disponibles. Y he notado que esas añadas han sido difíciles, con lluvias durante la vendimia.

En general, se nota más la irregularidad y, por lo tanto, quien ha trabajado mejor el viñedo. Cuando las condiciones climatológicas son más favorables es cuando las añadas son más homogéneas. Prefiero las añadas difíciles, porque son las que dan más sorpresas.

¿Y que podrías avanzar de la cata en O Ribeiro?
El Ribeiro es una zona de enorme capacidad todavía por explotar, su diversidad y mosaico dan muchas piezas para componer cosas muy bonitas. Prefiero sus vinos blancos a los tintos, pero en estos últimos hay mucho potencial. Destacaría la tendencia a hacer cada vez vinos más puros y que reflejen más el territorio. El Ribeiro va también por buen camino.

“Debemos ir a más cuidados en el viñedo y a menos procesos en bodega”

¿Se tiende a pagar más los vinos por añadas?
Si que el mercado debería regular los precios, pero debería estar un comercio desarrollado como en Borgoña o en Burdeos donde los precios los marcan las añadas. Lo que es importante es que los vinos sean cada vez más representativos del viñedo y de las añadas y menos del proceso que se realiza en las bodegas.

¿Que consideras que se está haciendo bien en la viticultura en Galicia y que aspectos habría que mejorar?
En la parte de la viticultura creo que tenemos que mejorar tanto en Galicia como en España. Creo que durante bastante tiempo nos hemos centrado mucho en la bodega y en los enólogos y nos hemos olvidado del viñedo, cuando realmente esto último es lo que marca un vino excelente. Creo que debemos ir a más viñedo y menos procesos.

La tendencia general es a ir también a vinos menos cargados de madera, no tan extraídos, que acaban siendo muy uniformes. Creo que los excesos son negativos, tanto de madera, como de extracción o de madurez, y a la inversa. Las uvas deben expresar la personalidad del sitio, del terroir, porque la variedad y la diversidad es lo que se valora.

De hecho, la diferenciación es una ventaja competitiva en el mundo del vino, y en ese sentido la viticultura de Galicia cuenta con el valor y la riqueza de tener numerosas variedades de vid autóctonas.

 “La tendencia es a ir hacia vinos más bebibles, no tan cargados de madera”

¿Cuales son las tendencias en el mercado del vino a nivel mundial?
La tendencia es a la diferenciación, a ir a vinos que representen las diferencias regionales y de añadas. Por otro lado, creo que también se demandan cada vez más vinos más bebibles. Creo que ha habido unos años en los que se han hecho vinos para catas, para impresionar, cuando la finalidad del vino es beberlo, compartirlo con amigos y que encaje en la cultura gastronómica local.

Hablas de que la exportación es ineludible para las bodegas de España..¿Cuales serían los mercados más interesantes para los vinos gallegos?
Las bodegas no tienen más remedio que exportar porque el consumo interno de España es catastrófico. Somos el menor consumidor de vino per cápita de Europa, unos 15 litros por habitantes y año, cuando todos los países de nuestro entorno consumen por lo menos el doble.

En el mercado global la competencia es tremenda. Y en precio va a ser difícil competir si llevamos un vino estandarizado. Por eso tenemos que vender personalidad y diferenciación. Los vinos gallegos son más ligeros y frescos y eso es una ventaja porque la gastronomía también tiende a ser cada vez más ligera.

Los mercados más atractivos son aquellos en los que entienden el vino como parte de su gastronomía, como Japón, donde se aprecian los vinos ligeros y con poca madera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información