«Es preciso que los seguros contemplen el mildiu y oídio para que sean una herramienta útil»

La Asociación Gallega de Viticultura (Fruga) analiza la situación de las distintas zonas productivas en esta campaña. Reclaman más formación para asegurar una viticultura sostenible y que los seguros cubran problemas recurrentes como las enfermedades fúngicas

Publicidade
«Es preciso que los seguros contemplen el mildiu y oídio para que sean una herramienta útil»

Instante de la asamblea celebrada en días pasados en Ribadavia.

La Asociación Gallega de Viticultura, de la Fruga, celebró en días pasados su Asamblea General en Ribadavia, en la sede del Consejo Regulador de la Denominación de Origen del Ribeiro. En el acto estuvieron presentes representantes de todos los territorios vitícolas del país, tanto Denominaciones de Origen como Indicaciones Geográficas Protegidas.

En la junta analizaron los retos que se presentan en esta temporada, en su conjunto y para cada zona vitivinícola gallega de forma pormenorizada. La actual situación del sector está claramente marcada por la crisis sanitaria provocada por la pandemia de la Covid-19, con los descensos de las ventas en el mercado interno y exterior. Con todo, la Asamblea centró el debate en los pasos que se deben dar a corto plazo, puesto que serán cruciales para la recuperación del sector y para sentar las bases del futuro del vino gallego.

Pese a las dificultades derivadas de la crisis sanitaria y la bajada de las ventas, motivadas por el cierre de la restauración durante meses y el cese de actividades, buena parte de las bodegas consiguieron dar salida al vino y ahora se encuentran con capacidad para la llegada de la nueva cosecha. «Las grandes bodegas derivaron parte de su producción hacia las grandes superficies y las bodegas más pequeñas también consiguieron sacar adelante buena parte de sus ventas», explica Roberto Rivas, presidente de la asociación. Así, es probable que los precios se mantengan estables y competitivos para los viticultores de cara a esta campaña.

En la asamblea también abordaron la situación concreta de las distintas zonas geográficas de producción de vino. Así, se incidió en las dificultades que están encontrando en la comercialización de los vinos tintos de Valdeorras, ya que a pesar de la gran calidad que están logrando compiten directamente con vinos producidos en España que cuentan con una honda tradición.

El presidente de la DO Ribeiro, Manuel Casares, que estuvo presente en la apertura de la sesión, señaló que la denominación está atravesando un momento crucial para su futuro. La pérdida de un importante número de pequeños viticultores por la falta de relevo generacional y las dificultades para afrontar una renovación de la estructura de la tierra y de las plantaciones están detrás de esta difícil situación que está atravesando la denominación de origen con más tradición.

Previsiones de cosecha

A excepción de los viñedos afectados por los episodios de pedrisco, hasta el momento los viñedos se encuentran en una situación bastante favorable, y aun muy pendientes de la evolución meteorológica de los próximos meses, todo apunta a que pueda lograrse una cosecha abundante y de calidad.

En la sesión también abordaron la situación que atraviesan en esta campaña algunos territorios en la DO Ribeira Sacra, donde se registraron algunos de los episodios de pedrisco más intensos y destructivos. Roberto Rivas, presidente de la AGV apunta a la necesidad de que los seguros comiencen a incluir cobertura para problemas a los que los viticultores tienen que hacer frente de una manera más habitual, como el mildiu y el oído, para así conseguir que esta herramienta esté más implantada en el campo y tenga una mayor utilidad.

«No se trata de que se cubran esos daños si no se hace un manejo adecuado del viñedo, pero si se aplican los tratamientos que corresponden también se deberían incluir los daños por mildiu y oídio en los seguros para que los viticultores lo viesen como algo necesario y de utilidad, no solo contra episodios de pedrisco que son más puntuales», indica Rivas.

Fondos Next Generation

La captación de fondos Next Generation fue otro de los temas que se trataron en la asamblea, ya que pueden ser una oportunidad fundamental para poner en marcha proyectos e iniciativas transformadoras que le den un empujón a nivel tecnológico y formativo al sector. El presidente recalcó la importancia que tendrá una buena y acertada gestión de los fondos Next Generation para el futuro del sector y señaló que «el futuro del vino gallego tiene que pasar necesariamente por conseguir ligarlo a los conceptos de calidad y de tradición».

Rivas recalcó la idea de seguir esigiendo a la Consellería de Medio Rural que trabaje por los intereses de todo el sector teniendo presentes todos los territorios vitícolas y todos los agentes involucrados en la producción y elaboración. Desde la asociación reclaman mayor formación y que la Administración dote de mayor contenido algunos de los centros como el de Monforte, en una apuesta por la viticultura de calidad, sostenible y de futuro, pero también de aquellos sectores que pueden estar vinculados con ella y que pueden generar oportunidades en el rural, apegados al territorio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información