Estrategias para recuperar las tierras abandonadas

El curso de verano de la USC "Calidad agroalimentaria y desarrollo rural: un enfoque agroecológico", que se celebra esta semana en la Fundación Juana de Vega, acogió una mesa redonda sobre "Estrategias para la dinamización de las tierras agrarias", y ponerlas a disposición de agricultores y ganaderos que las quieran trabajar.

Publicidade
Estrategias para recuperar las tierras abandonadas

De izquierda a derecha: Eduardo Corbelle, José Manuel Andrade y Beatriz Suárez

¿Cuales son las mejores estrategias para dinamizar las tierras agrarias abandonadas en Galicia y ponerlas a disposición de quien las quiera trabajar?. Este fue la pregunta que se abordó ayer en una mesa redonda dentro del curso de verano de la USC «Calidad agroalimentaria y desarrollo rural: un enfoque agroecológico».

José Manuel Andrade, moderador del debate y director de la Fundación Juana de Vega, que acoge estos días el curso, recordó que «en Galicia la Superficie Agraria Útil (SAU), no llega al 25% del territorio, una de los porcentajes más bajos de Europa, y que aun fue reduciéndose en los últimos años como consecuencia del éxodo rural».

En concreto, informó de que entre el año 1999 y el 2009 «en Galicia se abandonó al 10% de la SAU». De esta manera, «tenemos en este momento unas 114.000 hectáreas de tierras agrícolas abandonadas de las que 46.000 hectáreas son de máxima aptitud para la producción agraria, con el impacto socioeconómico y ambiental que esto supone», aseguró José Manuel Andrade.

La situación para abordar este problema se complica por la existencia de 1,6 millones de propietarios de tierras en Galicia, el 60% de la población gallega, con una media de 1,3 hectáreas repartidas en varias parcelas de 0,3 hectáreas de superficie media. Sobra decir que la mayor parte de esos propietarios no las tienen cultivadas y muchos incluso desconocen su localización.

Diferentes estrategias para dinamizar las tierras abandonadas

En este sentido, Eduardo Corbelle Rico, del Laboratorio del Territorio Universidad de Santiago de Compostela (LaboraTE), el centro de referencia en Galicia en esta área, expuso «los diferentes instrumentos que permitan actuar sobre el uso de la tierra, sin tocar la propiedad, algo que podría abordar una reforma agraria, que por ahora no se atisba».

Eduardo Corbelle subrayó que «la mayor parte de la superficie abandonada se concentra en los suelos de peor calidad agraria, aunque hay un porcentaje significativo en los suelos de mejores aptitudes, que deberían ser los prioritarios sobre los que actuar».

capacidade_produtiva_e_usos_do_solo_MAPA

A este respecto, Eduardo Corbelle expuso cuatro estrategias de actuación para poner estas tierras abandonadas en activo:

Análisis multicriterio:

Se trata de una herramienta para localizar grandes bolsas de tierra abandonada y de muy buena calidad agraria.

Los resultados de este sistema revelan las siguientes bolsas disponibles:

bolsas_terra_abandonada_gz

Banco de Terras de Galicia:

Una herramienta puesta en marcha por el Gobierno Bipartito y que actúa de intermediaria entre los propietarios y los demandantes.

Proyecto MARCOS:
Un proyecto de tesis de Iván Díaz López que busca reordenar el uso de la tierra a nivel local, haciéndolo más racional, pero sin modificar el paisaje mediante concentraciones parcelarias.

Eduardo Corbelle explicó que «el proyecto MARCOS consiste en crear un organismo gestor a nivel de varios núcleos locales, que recibe tierras de los propietarios de tierras, tanto de explotaciones agroganaderas, como de los que las tienen abandonadas. El organismo gestor actúa de manera que los propietarios de explotaciones reciben las fincas más próximas a su explotación a cambio de un pago a los propietarios de los terrenos que no los trabajan».

proxecto_MARCOS

Permuta de parcelas entre múltiples propietarios:

Se trata de Sistemas de ayuda a la decisión basados en algoritmos genéticos. El proyecto, de Corbelle, Porta & Otero, está en revisión y consiste en introducir algoritmos para que a cada propietario le toque más cerca de donde le conviene.

permuta_multiples_propietarios_CORBELLE

Eduardo Corbelle concluyó lamentando que “le dedicamos mucha atención los instrumentos jurídicos y técnicos para movilizar la tierra abandonada en Galicia, pero lo que echamos en falta es un debate y un consenso social para abordar este problema».

La experiencia de la bolsa de tierras de la Reserva de la Biosfera Mariñas Coruñesas y Tierras del Mandeo

Como experiencia dinamizador de tierras abandonadas a nivel local,Beatriz Suárez, técnica de la Reserva de la Biosfera Marinas Coruñesas y Tierras del Mandeo, expuso el caso concreto de la bolsa de tierras de esta asociación. «Se trata -explicó- de una de una base de datos para poner en contacto a los propietarios de terrenos agrarios abandonados de los ayuntamientos de la Reserva con los demandantes de tierras, y que lleguen a un acuerdo mediante cesión, alquiler o venta».

Las parcelas son visitadas, evaluadas y fotografiadas por la técnica de la Reserva que luego las ofrece a los posibles demandantes a través de Internet. El usuario interesado contacta con la Reserva y esta la pone en contacto con el propietario y lo asesora sobre la forma de acuerdo.

Hasta ahora, la bolsa de tierras de la Reserva de la Biosfera Mariñas Coruñesas y Tierras del Mandeo incorporó 28 parcelas y 23 demandantes se pusieron en contacto con la asociación solicitando información. La próxima semana se firmará el primer contrato.

Principales dificultades

A partir de esta experiencia, Beatriz Suárez expuso las principales dificultades con las que se encontraron a la hora de dinamizar las tierras agrarias abandonadas:

-Dificultad para acordar contratos a largo plazo (de 5 a 10 años), por las reticencias de los propietarios.

-Escasez de fincas con acceso al agua o a la electricidad.

-Necesidad de una gran inversión posterior para la puesta en cultivo de las parcelas.

-Escasez de fincas ofertadas.

-Dificultad para encontrar a los propietarios, especialmente en el caso de los viñedos.

-Problemas con las fincas heredadas: muchos propietarios, parcelas sin registrar por los excesivos costes y la excesiva burocracia.

Una idea sobre “Estrategias para recuperar las tierras abandonadas

  1. Epaminondas

    Dice el artìculo «Problemas con las fincas heredadas: muchos propietarios, parcelas sin registrar por los excesivos costes y la excesiva burocracia».

    No, si están sin registrar es por las excesivas ganas de evadir impuestos y las pocas ganas de trabajar.

    Si los herederos de fincas no quieren hacerse cargo de las tierras, que las vendan, pero que no tengan el rural gallego hecho un desastre por su mezquindad y vagancia.

    Contestar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información