Prevenir los incendios forestales antes que extinguirlos

Las directrices del futuro Plan Forestal apuestan por fortalecer las tareas preventivas, ligándolas a trabajos silvícolas que tengan sentido como inversión productiva en el monte. El sector se marca el objetivo de pasar de 5.000 a 2.400 incendios anuales en 5 años

Publicidade
Prevenir los incendios forestales antes que extinguirlos

Masa de eucaliptos calcinada en un incendio forestal.

La política contraincendios precisa de un cambio de estrategia, según las directrices del futuro Plan Forestal de Galicia. El sector demanda de la Xunta políticas contraincendios basadas en una prevención con valor añadido. La idea es que las tareas preventivas sean a la vez una inversión productiva en el monte, con personal dedicado todo el año a trabajos silvícolas y que actúe en la extinción de fuegos cuando sea necesario.

Las directrices del futuro Plan Forestal de Galicia, elaboradas en el Consello Forestal, apuestan porque las brigadas de extinción de los distritos forestales asuman como tareas cotidianas los trabajos silvícolas de prevención a lo largo de todo el año. También se considera la posibilidad de que las empresas de trabajos forestales participen en la extinción.

La cuestión de fondo se centra en reorientar los fondos de la extinción a la prevención, un caballo de batalla de asociaciones de propietarios forestales y empresas en los últimos años. El sector forestal aboga por avanzar de manera progresiva a un modelo mixto que combine personal cualificado de extinción, con buen nivel de formación, profesionalizado, menos numeroso, altamente especializado y con medios suficientes, con un trabajo a lo largo de todo el año en tareas preventivas.

Separar fondos de prevención y de extinción
A fin de evitar que la extinción de los fuegos coma la mayoría de los fondos destinados al monte, el sector forestal quiere también una separación clara de los fondos dedicados a la prevención y de los dedicados a la extinción.

Entre las líneas de prevención que conviene apoyar, las directrices del Plan Forestal destacan cuestiones como las ayudas a la puesta en valor del monte o la mejora de infraestructuras preventivas (puntos de agua, cortafuegos).

Ayudas de prevención para Concellos
En el lado contrario, el sector considera poco eficaces las ayudas de prevención dirigidas a los Concellos. Precisamente, el último Consello da Xunta ha destinado 33 millones de euros para financiar convenios de prevención de fuegos con los Concellos en el trienio 2016-2018.

La actuación de los Concellos en prevención y extinción, cuestionada por el sector

El escaso compromiso de los propietarios particulares con la prevención y con el mantenimiento de franjas desbrozadas cerca de viviendas y núcleos de población es otro de los problemas destacados por las directrices del Plan Forestal.

En cuanto a los dispositivos de extinción, a la hora de valorar la eficacia de las distintas brigadas y medios, el único suspenso corresponde a las brigadas municipales. Son las menos valoradas por el sector, por debajo incluso de la unidad militar de emergencias.

Objetivos

Las directrices del futuro Plan Forestal de Galicia, que se debatirá este año en el Parlamento, marcan unos objetivos claros en cuanto a la reducción de incendios forestales en la comunidad. De los 4.000-5.000 fuegos anuales de la actualidad, el sector quiere pasar en 5 años a 2.400 y en 10 años a 1.600.

Quiere reducirse también el porcentaje de grandes fuegos mayores a 500 hectáreas, y en cuanto a la superficie total calcinada, el objetivo consiste en pasar de las 15.000 hectáreas año a 10.000 en 5 años y a 5.000 en 10 años.

En la actualidad, se detienen a 2,5 personas por cada 100 incendios

El aumento de las personas detenidas por cada cien fuegos es otro de los retos señalados en el Plan Forestal. Frente las 2,5 detenciones actuales por cada cien incendios, se aspira a llegar a las 4,6 en 10 años.

Para ese objetivo, el sector aboga por la mejora de la investigación policial y por fortalecer la vigilancia, detección y disuasión de los fuegos a través del voluntariado social y de agrupaciones de defensa contra incendios. También se estudiará el uso de tecnología de distinto tipo, como cámaras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información