v

Recomendaciones para realizar un buen ensilado de hierba

En breve comenzarán los trabajos de ensilado de la hierba. Resumen de la jornada “Siloaprende” impartida por técnicos de Adial en la cooperativa Campo Capela

En la segunda quincena de abril y en la primera de mayo está previsto que se concentren los trabajos del ensilado de la hierba en Galicia, un cultivo que está volviendo a cobrar importancia ya que permite un proteína de proteína a bajo coste para la alimentación del ganado y, en el caso de ser praderas de invierno en rotación con el maíz, favorece una mejora de la fertilidad del suelo.

Para seguir avanzando en la mejora del ensilado de la hierba, los técnicos de ADIAL, Antón Camarero y Álex Udina, impartieron el pasado mes de enero en la cooperativa Campo Capela un taller “Silo Aprende”, en el que se combinó la parte teórica con prácticas en los silos de una ganadería de la zona.

Como punto de partida, Antón Camarero incidió en la importancia de una buena conservación del silo de hierba. “Es clave tener un silo bien conservado, porque lo comerán mejor las vacas, darán más leche, tendrán menos problemas de salud, tendremos menos pérdidas económicas, pero también por una cuestión de salud pública, ya que hay patógenos presentes en el silo mal conservado que pueden pasar a la leche”, advirtió.

Para eso es preciso bajar el PH del silo de hierba lo antes posible por debajo de 4 puntos, para lograr una fermentación láctica que conserve el forraje e impida el desarrollo de patógenos como clostridios, lysterias..etc.

He aquí un resumen de las recomendaciones que ofrecieron para conseguir un silo de hierba bien conservada y con buenas calidades:

-Evitar presecados largos: El presecado debe ser lo más corto posible, pues una vez cortada la hoja de hierba sigue respirando y consumiendo azúcares. Y desde que se pica la hierba hasta que se cierra el silo debe transcurrir el mínimo tiempo posible.

SILO APRENDE 7

-Las leguminosas ensilan mucho peor que las gramíneas: El maíz es el forraje más fácil de ensilar debido a su mayor contenido de azúcares. Por el contrario, las leguminosas son las peores para ensilar, porque tienen pocos azúcares, mucha proteína y substancias como las pectinas, que no dejan bajar el pH . En medio se encuentran los raigrases y los cereales enteros (avena, triticale) que se emplean como forraje.

SILO APRENDE 1

-¿Cuando cortar la hierba? Lo óptimo para el ensilado de la hierba es antes del espigado, pues cuanto más joven tendrá más proteína, pero también será más difícil de conservar y cuanto más vieja la hierba será más fibrosa, y con menos valor proteico.

También influye el momento del día pues a primera hora de la tarde es cuando la hierba tiene más azúcares en las hojas, y por lo tanto resulta más interesante para hacer los cortes.

SILO APRENDE 2

-La importancia de la higiene: Es clave echar el purín con antelación suficiente antes de cortar la hierba para que no haya manchas ni contaminación y la hierba sea lavada por la lluvia.

Una vía para reducir la contaminación es la inyección del purín pues se mancha menos la planta y eso resulta en menor presencia de clostridios en el silo.

SILO APRENDE 3

En la misma línea, también resulta clave reducir los niveles de cenizas -y por tanto de los clostridios presentes en la tierra- en el silo de hierba. Una de las principales vías de entrada de estas bacterias, que provocarán las indeseadas fermentaciones butíricas, son los montículos de tierra existentes en las praderas debido a la presencia de topos. He aquí los resultados de un estudio que confirman la relación entre el número de topos y la mala conservación del silo de hierba:

SILO APRENDE 4 SILO APRENDE 5

Otra vía de entrada de patógenos en el silo de hierba son los restos de tallos de maíz en praderas temporales. Si no se desbrozan antes de sembrar la pradera o, al menos, si no se hace un corte de limpieza de la pradera en febrero, serán una fuente de entrada de fusarium, un hongo que provoca problemas de conservación en el silo.

-Altura de corte de la hierba: Siempre por encima de los 6 centímetros, para no meter tierra y clostridios. Tal y como se demuestra en los resultados del siguiente estudio, existe una relación directa entre menos altura de corte y entrada de clostridios en el silo:

SILO APRENDE 6

-Maquinaria de corte: Se aconseja cortar con una rotativa acondicionadora, que ya deje la hierba extendida en hileras anchas para el presecado, sin necesidad de enhirelarla. Sin embargo, también se puede modificar el sentido de giro de los platos de una rotativa normal para que haga el mismo efecto que una acondicionadora.

Se aconseja evitar el volteado de la hierba, pues añadiría más tierra al silo de hierba. En el momento del ensilado la hierba debería estar entre el 25 y el 35% de materia seca. No se recomiendan presecados largos, pues estaríamos perdiendo azúcares en el forraje y también se estaría perjudicando el contenido proteico del mismo.

-Picado de la hierba: Cuanto más corta se pique la hierba mejor será su conservación, ya que se facilitará su compactación, disminuyendo así la entrada de oxígeno, y realizará antes la fermentación láctica.

Diversos son los estudios que confirman esta relación entre picado y conservación del silo de hierba:

SILO APRENDE 8

-Estabilidad aeróbica: Se podría definir como el tiempo en que en silo empieza a calentarse desde que se abre. Como consecuencia de la entrada de oxígeno por el frente y de las esporas de hongos a través del aire se empiezan a quemar azúcares y a emitirse CO2. Es un proceso que no se puede evitar, pero sí reducirse considerablemente en función del manejo que hagamos del silo.

Los conservantes actúan muy bien en lo que es la fermentación inicial del silo, pero no resuelven el problema de contaminación por hongos y de estabilidad aeróbica.

Como punto claves para evitar el calentamiento del silo está una buena compactación. Para eso es preciso que el espesor de las capas del silo de hierba tengan un máximo de 10 centímetros de altura, para poder conseguir densidades óptimas de 240 kilogramos de materia seca por metro cúbico. Cuantos más gruesas sean las capas y cuanto más seco esté el forraje peor será la compactación y la conservación del silo.

SILO APRENDE 9

También influye en la estabilidad aeróbica la velocidad de avance en el silo: Si esta es lenta compensa hacer dos silos, ensilando pareado, para que el frente sea más estrecho. Se aconseja avanzar un mínimo de 30 cm al día y un máximo de 3 días para renovar el frente completo.

Para mejorar la compactación en las partes altas del silo, donde la densidad es menor, se recomienda la colocación de pesos (salchichas etc). Se deben evitar también las barrigas en la parte alta de los silos, pues están mucho menos campactadas y suelen ser una fuente de propagación de hongos en el silo.

Una vez empezado el silo, los sacos de arena colocados en perpendicular a un metro del frente del silo, evitarán la entrada de aire que altere el silo, sobre todo el crecimiento de hongos en silos secos.

-Plásticos para el silo:

Se puede reutlizar el plástico del año anterior para recubrir las paredes. Para el sellado del silo se recomienda emplear tres capas de plástico:

-Una primera de plástico interior, constituida por un film transparente que evita la entrada de oxígeno.

-Una segunda capa de plástico exterior bicolor.

-Sacos de arena para ayudar a la compactación.

-Una lona de protección para proteger de los ataques de la fauna silvestre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información