La sección ‘Noticias de empresa’ incluye informaciones de actualidad empresarial, así como las notas de prensa de firmas colaboradoras.

Claves para el ahorro energético en las granjas

Tecgal Enerxías, firma expecializada en el sector ganadero, explica posibilidades para reducir la factura eléctrica en las granjas, tanto con sistemas que disminuyen el consumo como con instalaciones de energía renovable. La convocatoria de ayudas de la Xunta para estos proyectos se espera para los próximos días

Claves para el ahorro energético en las granjas

Paneles fotovoltaicos. / Archivo Tecgal.

El consumo de energía es uno de los costos a tener muy en cuenta en las explotaciones ganaderas. Para reducir la factura de la luz, las posibilidades pasan por implantar energías renovables o sistemas de ahorro energético. Repasamos las principales líneas en las que se puede actuar.

En una granja de leche, los mayores consumos se deben al sistema de ordeño (33%) y al tanque de frío (22%), seguidos de los sistemas automáticos de limpieza (19%). Otros consumos menores son ventilación (5%), iluminación (4%) y otros.

En ganaderías porcinas y avícolas, los sistemas de calefacción y refrigeración son precisos para mantener las temperaturas adecuadas de producción. El uso en estas explotaciones de calderas de biomasa con pellets permite ahorros de alrededor del 50% en comparación con el gasóleo, toda vez que un litro de gasóleo (0,8 euros) equivale a dos kilos de pellet (0,46 euros).

En los próximos días, se publicará la orden de la Xunta de Galicia por la que se convocan ayudas para impulsar el ahorro energético de las explotaciones ganaderas y agrícolas. Cualquier persona interesada en presentar una solicitud, podrá hacerlo a través de firmas especializadas, como Tecgal Enerxías, con la que analizamos a continuación las vías que hay para reducir la factura en granjas de leche.

Ocho vías para reducir la factura eléctrica en granjas de leche

1) Implantación de energías renovables: solar fotovoltaica y minieólica
La generación de energía eléctrica con paneles solares fotovoltaicos puede reducir la factura en alrededor de un 40% en las granjas que tengan robot y, por tanto, un consumo más continuo de energía. En ganaderías con sala de ordeño, la bajada de la factura puede rondar el 20 – 30%.

Las instalaciones de autoconsumo pueden además canalizar sus excedentes de producción a la red para ser compensadas por ello. Se pueden hacer instalaciones sin excedentes, con un dispositivo que evite el vertido a la red, o con excedentes. En este último caso, las instalaciones se pueden acoger a compensación, si cumplen los requisitos, o vender sus excedentes en el mercado (sin compensación en la factura).

En lugares aislados, sin conexión a la red, una opción para complementar los paneles solares fotovoltaicos es la instalación de un miniaerogenerador eólico.

2) Preenfriamiento de la leche
Tras el ordeño, la leche está a 35º C, por lo que debe ser enfriada lo antes posible para mantener su calidad y propiedades organolépticas. El tanque de frío bajará la temperatura hasta 6º C, pero si antes de llegar al tanque de frío, pasamos la leche por un intercambiador de calor situado a la entrada del tanque, logramos que ceda parte de su calor a otro fluido (normalmente agua), con lo que conseguimos que la leche entre en el tanque a una temperatura de 15-20º C.

Esa menor temperatura de entrada en el tanque supone ahorros de consumo del grupo de frío de alrededor de un 25%. Se mejora así además la calidad de la leche, en tanto que el agua calentada en el intercambiador de calor puede usarse para limpieza o bebida del ganado.

3) Recuperador de calor
La limpieza del circuito de ordeño y del tanque debe hacerse con agua a 60 – 70º C. Para reducir el consumo, puede instalarse un sistema que permita recuperar el calor extraído de la leche durante el enfriamiento y usarlo para precalentar el agua de limpieza.

Con este sistema, se puede reducir el gasto energético para la producción de agua caliente hasta en un 70%, pues por cada litro de leche enfriado se pueden conseguir hasta 0,7 litros de agua a 50ºC.

4) Situación del condensador del grupo de frío
El condensador del tanque de frío está habitualmente refrigerado por el aire ambiente. Por tanto, a menor temperatura exterior, menor consumo eléctrico. El emplazamiento idóneo del equipo será en el exterior de la lechería, en lugar sombreado, preferentemente con orientación norte y buena circulación de aire. Es también importante que esté limpio, sin hojas por encima.

5) Variadores de frecuencia
Es un sistema para controlar la velocidad de giro en motores de corriente alterna por medio del control de la frecuencia de alimentación suministrada al motor. Se trata de un sistema de fácil instalación, válido para corriente monofásica y trifásica, y no precisa mantenimiento.

En las bombas de vacío del circuito de ordeño, los variadores de frecuencia reducen la sobrecarga de velocidad de la bomba, ajustándose a las necesidades de ordeño. El control preciso del vacío del sistema mejora además la salud de la ubre y la calidad de la leche.

6) Batería de condensadores
Las baterías de condensadores son equipos que permiten compensar la energía reactiva. ¿Qué es la energía reactiva?. Se trata de energía que se consume en la granja, pero que no se aprovecha para realizar un trabajo útil. Los motores o las lámparas fluorescentes, por ejemplo, suelen consumir energía reactiva, lo que supone uno recargo en la factura eléctrica por energía realmente no empleada. Las baterías de condensadores proceden a redistribuir la energía reactiva para evitar su pérdida.

7) Iluminación LED
La sustitución de tubos fluorescentes por leds supone un ahorro en iluminación superior al 50%. Para optimizar la producción y bienestar de las vacas, la temperatura de color aconsejada en la iluminación es de 6050 K, recomendándose que los animales tengan 16 horas de luz diarias.

8) Revisión de factura energética
Es importante revisar la tarifa contratada, pues en función de la potencia que tenga la instalación, hay variaciones en la factura a tener en cuenta. Si se consume más del 105% de la potencia contratada, la factura se encarece sensiblemente.

Ayudas 2021

La orden de ayudas de la Xunta para la implantación de energías renovables en el campo y/o medidas de ahorro energético es inminente, pues en un Consello da Xunta de diciembre ya se aprobaron las bases de la convocatoria del 2021. La Xunta prevé destinar un total de 2,5 millones de euros, que permitirán financiar alrededor de 200 proyectos de ahorro energético y de instalación de energías renovables (energía solar fotovoltaica, solar térmica, eólica, biomasa, aerotermia, geotermia o biogás).

La cuantía de las ayudas será del 30 % del coste elegible en el caso de grandes empresas, 40 % para medianas y 50 % para pequeñas hasta un máximo de 100.000 euros por proyecto y 300.000 por empresa, salvo en las instalaciones de autoconsumo colectivo, en las cuales se podrán alcanzar los 500.000 euros por proyecto y empresa.

Este año por primera vez las ayudas serán de concurrencia competitiva con el objetivo de priorizar la implantación de instalaciones renovables en explotaciones agrarias que carezcan de ellas, así como en las ubicadas en zonas económicamente menos favorecidas, para lo cual se tendrán en cuenta los datos del Instituto Galego de Estadística de la renta disponible bruta por habitante en los ayuntamientos gallegos.

Más información

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información