La sección ‘Noticias de empresa’ incluye informaciones de actualidad empresarial, así como las notas de prensa de firmas colaboradoras.

Granja Circular: la propuesta de Nanta para avanzar en la sostenibilidad de la ganadería

Un modelo con el que demostrar el grado de sostenibilidad de una granja atendiendo a cuatro pilares fundamentales: económico, ambiental, social y bienestar animal. Con el Decálogo de Granja Circular como guía, un conjunto de diez troncos críticos a considerar, Granja Circular califica a las granjas en tres categorías (A, B y C) en función de sus resultados de sostenibilidad

Granja Circular: la propuesta de Nanta para avanzar en la sostenibilidad de la ganadería

La sostenibilidad es ya una parte fundamental de nuestras acciones. Desde la Unión Europea nos instan, a través del Pacto Verde Europeo, a impulsar un uso eficiente de los recursos mediante el paso a una economía limpia y circular. Además, en el caso concreto de la ganadería, se reclama, cada vez más, demostrar el origen sostenible de los alimentos. Bajo este contexto nace Granja Circular: el modelo de sostenibilidad de Nanta, verificado por AENOR, con el que demostrar el grado de sostenibilidad de una granja atendiendo a cuatro pilares fundamentales: económico, ambiental, social y bienestar animal.

Nanta lidera así la puesta en marcha del modelo de economía circular en el sector ganadero, dando continuidad con Granja Circular a su proyecto Nutrición Sostenible, con el que fue pionera en el área de la reducción de antibióticos en ganadería.

Se tienen en cuenta cuatro aspectos: sostenibilidad económica, social y ambiental y bienestar animal

Pero Granja Circular va más allá. Con un enfoque multidisciplinar, incluye varias herramientas de cálculo y evaluación y cuenta con indicadores solventes, medibles y prácticos, siendo posible la verificación de la certificación de sostenibilidad por parte de AENOR.

La sostenibilidad de la granja en 3 fases

Tres fases componen Granja Circular: cálculo de emisiones de la granja, calificación de granja sostenible y aplicación de las Buenas Prácticas Disponibles (BPD). En primer lugar, el modelo, en base a una serie de datos ofrecidos por la granja, predice y calcula las emisiones (nitrógeno, metano y fósforo) de esta, así como la huella de carbono, por unidad o tipo de animal al año y por granja al año.

La evaluación comienza con el cálculo de emisiones de nitrógeno, metano y fósforo de la ganadería, así como su huella de carbono

Secundariamente, a partir de unos indicadores –personalizados a la especie valorada– y atendiendo a cada uno de los cuatro pilares ya mencionados (sostenibilidad económica, social, ambiental y bienestar animal), se evalúa y califica a la granja en cuanto a su sostenibilidad. La evaluación se hace tomando como base el Decálogo de Granja Circular: diez troncos críticos en la sostenibilidad de la ganadería, como por ejemplo la nutrición, gestión sanitaria, bienestar, bioseguridad, circularidad, etc., cuya implementación, en mayor o menor medida, en una granja, determinarán su perfil de sostenibilidad.

Mejora continua

Cada uno de estos troncos contiene además un manual de buenas prácticas disponibles (BPD) para la mejora continua tras los análisis. De esta forma, son 3 las categorías posibles: Granja A, Granja B y Granja C, en función de los requisitos que cumpla, siendo la primera aquella granja que recopila todos los aspectos de sostenibilidad contemplados en el modelo. Además, tras realizar la auditoría y calificar a la granja, se emite un informe final que aporta recomendaciones respecto a los puntos de mejora detectados.

Beneficios clave de Granja Circular

Con Granja Circular, el ganadero, además de anticiparse a futuros marcos regulatorios más estrictos, podrá dar respuesta a los requerimientos de los nuevos consumidores, cada vez más conscientes de la necesidad de proteger el planeta y exigentes con la sostenibilidad de nuestras actividades.

La iniciativa de Nanta permite a los ganaderos anticiparse a futuros cambios normativos y mejorar la eficiencia y rentabilidad de la producción

Como beneficios clave para el desarrollo de los negocios ganaderos, Granja Circular permite mejorar la rentabilidad de la producción, gracias a una mayor eficiencia en el uso de materias primas y fuentes de energía, además de poner al alcance del productor la posibilidad de diferenciarse como empresa ganadera y, en consecuencia, participar en nuevos canales de venta.

22 centros de producción

Nanta es la compañía líder en la fabricación y comercialización de piensos compuestos en la península ibérica. Comenzó su actividad en 1968 y desde entonces el alto grado de compromiso con sus clientes y el mundo de la producción ganadera en general, la tecnología empleada y sus programas de I+D+i y calidad han supuesto un auténtico motor de avance para este sector industrial. Una clara vocación y apuesta por la innovación que la compañía mantiene y mantendrá en el futuro.

Englobada dentro de la multinacional Nutreco, Nanta es la compañía líder en la fabricación y comercialización de piensos compuestos en la península ibérica

Englobada dentro de la multinacional Nutreco, Nanta cuenta con 22 centros de producción dotados de tecnología punta y todos ellos certificados en la norma ISO 14001 de medio ambiente e ISO 45001 de prevención de riesgos laborales. Cabe destacar sobre todo la certificación de seguridad alimentaria FSSC 22000, garantía de la seguridad y la calidad de los productos de la compañía.

En su portafolio de más de 200 productos se encuentra Recría con Prima, el programa de alimentación de terneras de la compañía, fundamentado en la gama de piensos Novalac Prima para novillas y los lactoremplazantes Nantamilk.

Más información en www.nanta.es/granja-circular

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información