Medio Rural valora las peticiones de cambios en la PAC para aumentar la superficie subvencionable

Unións Agrarias le trasladó a la nueva conselleira un informe que avala la modificación del pago verde en beneficio de las explotaciones lácteas. Considera también viable la ampliación de los pastos subvencionables para la ganadería extensiva

Medio Rural valora las peticiones de cambios en la PAC para aumentar la superficie subvencionable

En Galicia, parte del ganado aprovecha tradicionalmente superficies con matorral.

Medio Rural está valorando las peticiones que le trasladó el sector ganadero para modificar las ayudas de la Política Agraria Común (PAC) en la convocatoria de 2016. Los cambios a estudio se centran en dos cuestiones que perjudicaron a las explotaciones lácteas y a la ganadería extensiva en la convocatoria del 2015: el llamado pago verde o ‘greening’ y la admisibilidad de los pastos con presencia de matorral y arbolado. Unións Agrarias le ha presentado un informe a la Consellería en el que argumenta las posibilidades de ampliación de la superficie subvencionable tanto para las granjas intensivas de leche como para la ganadería extensiva.

El sector productor, preocupado por la pérdida de apoyos que implicó en 2015 la nueva PAC, ha demandado en los últimos meses cambios por parte de las Administraciones. Tanto Unións Agrarias como otras organizaciones del sector, caso del Sindicato Labrego, Ovica o la Sociedade Galega de Pastos e Forraxes, le habían trasladado el problema al anterior equipo de la Consellería, si bien sin perspectivas de cambios. Con la nueva conselleira, Ángeles Vázquez, el sector encontró una receptividad mayor a sus demandas, aunque no hay ningún compromiso cerrado por el momento.

El informe presentado estos días por Unións Agrarias ante la Consellería solicita cuatro modificaciones concretas:

1) Permitir el aumento de la superficie de maíz en las explotaciones lácteas

La implantación en el 2015 del llamado pago verde o ‘greening’, una parte de la ayuda de la PAC qué prima prácticas beneficiosas para el medioambiente, obligó a las explotaciones lácteas con más de 10 hectáreas a limitar la superficie cultivada de maíz a un 75% del total. Las organizaciones agrarias entienden que hay maneras de soslayar esa limitación, tal y como hizo Asturias en 2015, con el visto bueno de una auditoría comunitaria.

Asturias, con el visto bueno de la UE, evitó en 2015, las limitaciones que introduce el pago verde al cultivo del maíz

Sólo sería preciso, aseguran, que la Administración realizara la inspección de los cultivos antes del mes de mayo, lo que le permitiría a las explotaciones hacer uno manejo de la superficie con hierba en invierno y con maíz de cara al verano. La norma del pago verde establece que aquellas granjas que tengan al menos el 75% de la superficie a hierba en uno de los ciclos agrícolas (invierno o verano) no tendrán que cumplir los requisitos de diversificación de cultivos, una excepción que podría beneficiar entonces a la mayoría de granjas de leche que hicieran la rotación hierba-maíz en la misma campaña.

2) Considerar pastos permanentes las tierras con matorral usadas tradicionalmente para el ganado

La nueva PAC provocó en 2015 una reducción de la superficie de pastos subvencionable, pues quedaron fuera de las ayudas los pastos con arbolado, que pasaron a clasificarse como terreno forestal, y se penalizaron los pastos con presencia de matorral. Unións Agrarias pide ahora que todas esas tierras que se catalogaron como forestales pasen a ser consideradas pastos permanentes.

El reglamento permite catalogar como pastos permanentes tierras con matorral usadas por el ganado

La organización agraria basa su petición en la normativa comunitaria al respecto y en la estatal. Como norma general, ambos reglamentos establecen que pueden ser considerados pastos permanentes aquellas tierras que no entraran en la rotación de cultivos de la explotación durante los últimos 5 años y que estén ocupadas predominantemente por gramíneas u otros forrajes herbáceos. Sin embargo, también se indica que cuando los Estados miembro así lo decidan, podrán considerarse pastos permanentes otras tierras tradicionalmente usadas para pastoreo, aunque no predominen las gramíneas y otros forrajes herbáceos.

Unións señala que en Galicia existen superficies con matorral que eran tradicionalmente aprovechadas por el ganado y que se podrían beneficiar de la catalogación de pastos permanentes. La organización considera que hay hasta 40.000 hectáreas en tal situación.

3) Incluir las parcelas menores de 3.000 metros cuadrados entre los pastizales subvencionables

En 2015, Medio Rural excluyó las parcelas de pasto de menos de 3.000 metros cuadrados de las ayudas de la PAC. Desde Unións Agrarias recuerdan que la normativa permite subvencionar todas las superficies mayores de 100 metros cuadrados, por lo que piden que la Xunta vuelva incluir como subvencionables las parcelas de menos de 3.000 metros cuadrados. La medida beneficiaría a más de 5.700 hectáreas declaradas en la PAC del 2015, según los cálculos de Unións.

En Galicia las parcelas de menos de 0,3 hectáreas declaradas en la PAC superan las 5.700 hectáreas

La exclusión de las parcelas de menos de 3.000 metros cuadrados se debió, según interpreta la organización agraria, al método de cálculo del coeficiente de admisibilidad de pastos empleado por Medio Rural, que consideraba como nula la admisibilidad de las parcelas de menos de 0,3 hectáreas. Unións argumenta que otras comunidades emplearon métodos de cálculo diferentes que no implicaban la exclusión de las parcelas pequeñas.

4) Crear un registro para evitar la declaración fraudulenta de parcelas agrícolas

El Ministerio de Agricultura reguló a finales del 2015 que los solicitantes de la PAC no tendrán que comunicar el NIF del arrendador de las parcelas alquiladas a no ser que la superficie supere las 2 hectáreas. A mayores, Agricultura excluye del deber de comunicar los NIF a los productores de aquellas comunidades autónomas en las que haya un registro de bloqueo para evitar el uso fraudulento de las parcelas agrícolas. Unións pide que en Galicia se cree ese registro de bloqueo, a través del cual los propietarios podrían inscribir sus parcelas para evitar una posible declaración fraudulenta de las mismas para las ayudas de la PAC.

Agricultura ya excluyó las parcelas de menos de 2 hectáreas de la obligación de comunicar el NIF del arrendador

La organización agraria argumenta que en Galicia es habitual la cesión informal del derecho de uso de las parcelas agrarias y señala que en ocasiones, las parcelas figuran en el Catastro a nombre de ancestros, por lo que no sería posible esclarecer la propiedad real de las mismas de cara a la correcta comunicación de los NIF correspondientes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información