Recomendaciones para aplicar menos fitosanitarios siendo igual de efectivos

Publicidade
Publicidade

Actualmente existe una falta de coherencia entre las recomendaciones de aplicación de fitosanitarios en cada país de la Unión Europea y lo que realmente necesita la planta para prevenir o curar una enfermedad fúngica como mildio u oídio.

Esta es la conclusión de Emilio Gil Moya, profesor y director de la Unidad de Mecanización Agraria de la Universidad Politécnica de Cataluña, quien incide en que “no vale hablar de litros por hectárea” como recomendación para la aplicación de fitosanitarios cuando se trata de cultivos arbóreos o viña.

“Respetando la concentración del producto, por ejemplo, una dilución del 3% en agua, el parámetro para calcular la aplicación de fitosanitarios en viñedo debería ser simple y rápido, de forma que se cubra con el producto el área foliar”, añade.

En este sentido, defiende que la normativa sobre información de dosis en el etiquetado de los productos fitosanitarios “debería estar indicada en función del tamaño del área foliar del cultivo y de su estado fenológico o desarrollo del cultivo”. Algo que ya sucede en países como Alemania, Austria, pero no en España y en el resto de países mediterráneos, donde la normativa obliga a los fabricantes a recomendar una aplicación en kilogramos o litros de producto por hectarea.

“No todos los viñedos son iguales, ni el marco de plantación es el mismo, ni la variedad, ni la densidad foliar, etc. De hecho, hay diferencias de hasta 15 veces entre un área foliar y otra, dependiendo de la densidad de plantación, variedad, etc. Por lo tanto, si se quiere mojar la hoja en unas tendremos que echar 15 veces más que en otras», subraya.

FITOSANITARIOS EMILIO GIL 2

Además, Emilio Gil Moya incide en la importancia de tener también en cuenta el tipo de maquinaria. “Hay una variabilidad inmensa según los equipos, de forma que respetando la concentración del producto en el caldo, expresada en cantidad de materia activa por cada 100 litros de agua, según el tipo de maquinaria puedo hacerlo con 400 litros de caldo, en el caso de un atomizador convencional, o con tan solo 100 litros con una máquina de última tecnología, bien calibrada y con las boquillas revisadas”, subraya el profesor de Universidad Politécnica de Cataluña.

Influencia del tipo de maquinaria en las necesidades de caldo para tratar un cultivo: 

FITOSANITARIOS EMILIO GIL 1

Herramienta Dosaviña®

En este sentido, Emilio Gil recuerda que existe herramientas disponibles para mejorar y optimizar la aplicación de fitosanitarios en viñedo, como Dosaviña® , una herramienta online para la determinación del volumen óptimo de aplicación en tratamientos fitosanitarios en viñas en espaldera basado en las características de la vegetación. La aplicación es gratuita y está disponible en las plataformas IOS y GOOGLEPLAY. Permite al usuario determinar tanto el volumen óptimo de aplicación como la cantidad de producto fitosanitario a añadir al depósito. Y, además, incluye una guía práctica para la correcta calibración del equipo, calculando la presión de trabajo, el número y tipo de boquillas y el tamaño de gota.

Accede aquí a la aplicación: https://dosavina.upc.edu/#

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información